Archivo de la categoría ‘Tatuajes de Caricaturas’

Tatuaje de Monsters Inc

Miércoles, 3 de octubre de 2012

Tatuajes santa muerte en toda la espalda

Jueves, 12 de enero de 2012

Tatuajes santa muerte: mi cliente ideal sería alguien, que compartiera mis deseos hacia ese tipo de estética, alguien que entendiera que el tatuaje es un proceso, que implica planificación, trabajo en capas, viajar y soportar largas sesiones. Alguien que me impulsase a entrar en lugares nuevos.

Tatuaje de caricatura

Domingo, 12 de diciembre de 2010

“Six Feet Under es un sitio maravilloso en el que estar”, dice Brian. “Es el estudio de tatuaje más feliz en el que he estado, y eso que he sido feliz en muchos estudios. Es un gran medio ambiente en el que tatuar y un sitio excelente en el que hacerse tatuar“.

Tatuajes de caricaturas

Martes, 1 de diciembre de 2009

Empecé a estudiar su trabajo y vi que era muy bueno con lo detallado, pero también con los tatuajes de  caricaturas, y por ahí me pilló. Me hizo un diseño que me volvió loco. Es como si me hubiese leído el pensamiento. Decidimos hacer el tatuaje de una sentada, nueve horas y media seguidas.

Tatuando mi primer Tatuaje

Martes, 10 de febrero de 2009

Mi primer tatuaje fue una versión a lo vieja escuela del Pájaro Carpintero: uno con cara de loco, dientes y fumando un porro. Se lo regalé a un amigo que me había conseguido una máquina de tatuar, pero antes de hacérselo, probé la máquina en mí mismo, haciendo un pequeño tatuaje tribal en mi pierna. Poco después, me pasé al color, y empecé a tatuarles a mis amigos cosas como pequeñas rosas. La gente llamaba a mi puerta, pidiéndome tatuajes. Está basado en una idea suya: el infierno congelado, por esa frase que dice “…cuando se congele el Infierno”. Muestra una escena en una caverna en donde un grupo de diablos está mirando a un agujero en el techo por el que sopla un viento frío que les hace tiritar. Y hay un montón de cerdos volando… es por esa otra frase inglesa que dice “…cuando los cerdos vuelen”. Y también hay una mujer gorda cantando, por otra frase que dice: “La cosa no está acabada… hasta que canta la gorda”.